Hablemos de Finanzas - 05/07/2012

Otra vez sopa, nadie le cree a Europa

 

Otra vez sopa………..repito………….otra vez sopa…………..

Mientras escucho la conferencia de prensa del Banco Central Europeo y a la luz del incremento en QE de Inglaterra, el anuncio del nuevo estímulo monetario desde China y un probable QEIII desde “la Fed” de Bernanke, me siento como en el primer curso de economía política que tomé en la escuela secundaria. Falta que el BCE me diga que la oferta tiene que ser igual a la demanda y que Mv=PQ.
El único bloque que realmente todavía tiene capacidad de shockear a este mercado vía política monetaria es el Banco Central Europeo por la sencilla razón que es el único bloque que casi no hizo nada a nivel monetario. Obviamente que no le fue gratis, Europa vía desempleo está pagando las consecuencias de hacer política monetaria para un solo país ignorando a los otros 16.
Y aquí estamos, con un mercado que cada vez que se viene la conferencia de prensa del BCE se pone ridículamente optimista para una hora después volver a repricear un escenario constante y repetitivo: la absoluta falta de acción y la constante postura de subestimar el tamaño y la dinámica de la crisis. Obviamente que los mercados toman nota de esto y por ejemplo vemos a una 10yr. de España abrir en 6.43% para estar ahora tradeando en 6.65%. Un movimiento de 22 puntos básicos es mucho en un bono de 10 años. Lo propio hizo Italia con su 10yr. en 6% nuevamente.
Por si no lo dije con claridad antes: el único impacto verdadero de esta constante monetización del planteta entero es vía expectativas. Convengamos que los intentos monetarios iniciados desde fines del 2008 poco impacto han tenido sobre la economía real. Y mirando hacia el futuro, es como que siento que el mercado cada vez que se anuncie una nueva ronda de estímulo monetario se pregunta: ¿otra vez sopa?, a esta historieta ya me la vienen contando desde el 2008 y estamos en el 2012………..
Por lo que en este campo de degradación permanente de una herramienta altamente sobreutilizada queda el último de los Mohicanos con chances de impactar significativamente expectativas: el Banco Central Europeo (BCE). Es más, el anuncio del 29/6 generó un momentum positivo que podría haberse utilizado para apalancar algún anuncio relevante desde el BCE. Pero, en otro ejemplo de libro de cómo impactar negativamente expectativas en forma sistemática y permanente, el BCE en vez de apalancar un anuncio sobre lo ya anunciado el 29/6, lo hace al revés: le resta el momentum positivo a los altamente cuestionables/implementables anuncios del 29/6.
No es casualidad que hoy por la mañana el IBEX tradeaba positivo y mientras cierro este artículo está 3% negativo. Si el mercado verdaderamente hubiese comprado la efectividad del anuncio de la cumbre europea del 29/6 la 10yr. yield de España no estaría tradeando en 6.65% y la de Italia en 6%. Es muy preocupante que a solo días del anuncio de flexibilización para la recapitalización de bancos españoles, la licitación de hoy en España haya cortado a tasas superiores a las del 7 de junio (cuando se desconocían los resultados de la cumbre) continuando una imparable tendencia a la suba. Hasta que Europa no se convenza de que a esta dinámica solo se la frena con una estrategia integral y de shock, España e Italia continuarán viendo a sus 10yrs. subir.
Aunque suene permanentemente redundante, Europa sigue sin resolver un solo aspecto relevante de su problema y recuerden: los jugadores que ponen de moda historietas “convenientemente” no hablan más de Grecia, pero Grecia después de las elecciones no tiene una sola respuesta a futuro. No basta a esta altura de los acontecimientos con decir: “nos bancamos el problema, queremos pertenecer al Euro”….hay que indicar “el cómo hacerlo y eso es carísimo”………………
Lo de hoy con China e Inglaterra incluidos es un claro ejemplo de que las expectativas de los inversores se tornan cada vez más insensibles a un juego de póker monetario repetitivo y predecible: si hay un problema te monetizo y si hay otro, te monetizo también. Lo peor que le puede pasar a un banco central es tornarse predecible porque en ese escenario las expectativas no se mueven más.
Insisto: el único al que todavía le queda esa capacidad de shockear monetariamente y sorprender, es el históricamente incomprensible BCE. En este entorno y aun con un QEIII desde “la Fed” me cuesta imaginar un mercado que se anime a quebrar los máximos del Q1 del 2012.

Paciencia………esta crisis será interminable………

Autor imagen: Toonsup.com

Dejá tu comentario

(*) los campos son requeridos