Hablemos de Finanzas - 30/04/2013

Reflexiones sobre el Selloff del Oro: ¿CALLs/PUTs o Stop Losses?

Resulta de gran utilidad el armado de portfolios enteramente conformados por opciones. Existen dos grandes grupos de posiciones:

  • Aquéllas armadas directamente en el subyacente (comprado GLD)
  • Aquéllas armadas en opciones sobre el subyacente (calls y puts sobre GLD)

Lo interesante es que el riesgo en posiciones armadas con opciones puede ser lo que uno “quiere que sea”, porque una posición dada puede “apalancarse agresivamente” o por el contrario, puede armarse con poco leverage. Las opciones permiten armar portfolios “a medida” y presentar al inversor una enorme variedad de perfiles de riesgo/retorno. Las posiciones opcionalizadas se pueden armar con “pérdida acotada y conocida al inicio de la posición”. Por ejemplo bullish GLD (optimista):

  • Compra Call Spread en GLD: 145/155
  • Vende Put srepad en GLD: 145/135

Si el escenario termina siendo el opuesto al que se tenía en mente, no se corre el riesgo de cerrar la posición en momentos de pánico tomando pérdidas (recuerden el selloff reciente del oro del 20%), de volver a armarla cuando todo parece mejorar y de volver a cerrarla cuando todo empeora nuevamente, entrando en un ciclo peligroso de toma de pérdidas frecuentes al cual es difícil de sobrevivir. Justo twiteaba hace unos días:

“Entro primero, te hago entrar después, te uso como buffer para tomar ganancias, te asusto, te hago vender barato y vuelvo a entrar”, hay muchos jugadores en el mercado que se dedican exclusivamente a reciclar historietas que estimulen el cierre de posiciones para su eventual reapertura. Un ejemplo es el GLD que dos lunes atrás hizo un selloff intradiario de –10% abriendo en 145 para colapsar a 130. Supongamos dos estructuras:

  • Comprados en subyacente GLD en 145 (pérdida sin límites)
  • Comprados en opciones sobre GLD (con protección a la baja)

Es útil preparar a la posición para que resista lo más eficientemente posible la explosividad con la que un mercado puede comportarse siendo el oro el ejemplo más reciente. Con el selloff del oro, sería razonable esperar que la posición directamente en subyacente haya sido “estoppeada” para ver frustrantemente cómo el GLD rebotaba de 129 a 142 en sólo días. Por el contrario, la posición opcionalizada si bien transitó momentos muy negativos, tuvo mejores chances dado que fue construida con pérdida acotada al inicio, recordemos que el GLD tuvo un rebote formidable y esas opciones siguen vivas. Lo que realmente saca frialdad a un asset-manager es la sensación de que la pérdida no tenga límites por lo que las posiciones opcionalizadas tienen dos ventajas:

  • Acotamiento de pérdida
  • La necesidad de no tener que estoppear y permitirle a la posición retornar eventualmente

La ventaja es la capacidad de sobrevivir a un selloff y de no tener que cerrarlas si el mercado entra en pánico. Todo lo que se opera en el mercado es una enorme mentira, no crean nunca en nada ni en nadie y por lo tanto siempre tengan al menos una opción protectiva barata de bajo delta.

 Fuente de la imagen

Dejá tu comentario

(*) los campos son requeridos