Hablemos de Finanzas - 18/06/2013

¿La Corrección del Mercado de Bonos en Mayo fue suficiente?

 

La política monetaria históricamente laxa que viene aplicando la Fed ha generado un colapso tan significativo en las yields de los bonos libres de riesgo que el mundo entero se ve forzado a una constante búsqueda de instrumentos que permitan generar tasas de retorno por sobre las implícitas en bonos soberanos de alta calidad y esto es a pesar de la mega-paliza que el mercado le propinó a cuanto bono emergente estuvo dando vueltas en mayo 2013. La paliza en ese caso ha sido triple: yields para arriba, spreads subiendo y una formidable depreciación de las monedas locales.

Los mercados permanecen calmos todavía ante esta renovada ola monetaria dominada por QEIII pero es importante tener muy presente que el mundo entero está parado nuevamente en una base de exuberancia con un lado fiscal preocupantemente oscuro e irresoluble. Lo preocupante es que para solucionar la burbuja del 2007 volvemos a reflacionar en el 2013 batiendo todos los records y frente a una Fed que pese a sonar dovish (laxa) este miércoles parecería estar planteándose al menos los costos potenciales de tanto Dólar suelto. Asusta darse cuenta que no se ha aprendido nada de esta crisis con el agravante de que los aspectos que nos condujeron a la misma no han sido corregidos a un nivel esencial y por el contrario a veces parecen haberse exponenciado desde el 2007.

A pesar de la corrección de Mayo hoy cualquier bono de riesgo medio está sobre la par o cerca, uno de los dilemas del 2013 desde su inicio ha sido: ¿cómo conseguir yields en este entorno? El equilibrio actual se ve forzado a subestimar peligrosamente al riesgo implícito en activos de riesgo tal como ya ocurrió pre-2007. Sin embrago, el capitalismo requiere para su existencia misma de primas de riesgo que alimenten el incentivo a invertir pero paradójicamente nos encontramos hoy con un mercado de ahorristas que ante la colapsada pendiente en la curva de yields prefiere comprase duration corta frente a inversores que deciden incrementar el spread del leverage vía incremento de durations.

Los mercados llevan tanto tiempo de permanente distorsión que la misma peligrosamente se percibe como un aspecto fundamental del sistema aun cuando el estado actual de cosas es la excepción a la norma. El accionar de la Fed intenta comprar tiempo y eso está muy bien. También es cierto que de una crisis de esta envergadura no se sale solamente vía emisión monetaria, Estados Unidos hace años viene negando los cambios estructurales que esta crisis hizo evidentes y que aún no han sido corregidos. Sigue siendo una economía altamente basada en leverage, déficit fiscal y elevado endeudamiento, aun con las consecuencias que el mismo ha tenido post-2007.

¿Podrá esta vez la Fed volver a dormir no sólo su propia yields curve sino los spreads de un mundo emergente que enfrenta desde el inicio del 2013 una debilidad relativa en commodities?

Fuente de la imagen

Dejá tu comentario

(*) los campos son requeridos