Diario - 17/06/2013

¿Será la fortaleza del Euro un tema de certeza relativa?

Comencemos así: ser inconsistentemente consistente, le sirve al Euro……………….

Me he pasado estos días observando al Euro y sentí lo mismo que siempre siento cuando miro al oro: no entiendo. De hecho, hemos tenido días muy violentos más aun durante las jornadas en Asia con un Nikkei haciendo selloffs muy agresivos a razón de -7%, con un Dólar Australiano siendo masacrado, con monedas emergentes con notables devaluaciones como por ejemplo el Real Brasileño que en mayo se depreció 9% y sin embargo, el Euro no sólo inmune a esta ola de ventas sino además muy firme intentando buscar el norte hacia los máximos del año que, si la memoria no me falla rondan cerca de 1.3650.

¿No me digan que ahora van a poner de moda la historieta de que el abominable Euro es un SAFE-HAVEN?

Y cuando en medio de una ola de ventas en emergentes tanto en équities, como en bonos, como en commodities uno observa al Euro subiendo en vez de bajar ciertamente concluye que la tradicional correlación entre el Euro y la aversión al riesgo se ha quebrado en estos días. A esta falta de comprensión de mi parte le podríamos sumar una 10yr subiendo llegando casi al 2.30% días atrás, a una Fed amagando a hacer tapering de QEIII (desaceleración) y aun con todo este coctel hawkish relativo (restrictivo monetariamente) desde el lado del Dólar tenemos a un Dólar raleando contra monedas emergentes PERO siendo agresivamente vendido contra el Euro.

Y tampoco es que ahora quiero aburrirlos con decirles que la Zona Euro sigue teniendo un serio problema llamado PIIGS. Tampoco quiero aburrirlos con decirles que ciertos países de Europa tienen elevadísimas tasas de desempleo, porque a esta altura todos lo sabemos. Sin embargo, el Euro ha mostrado una sublime fortaleza ante todos estos aspectos circunstancia que confieso me ha dejado en off-side técnico.

Y como los economistas siempre intentamos encontrarle una explicación a todo, obviamente ésta no será una excepción y entonces me planteo lo siguiente:

¿Qué está diferenciando al Euro del Dólar, del Yen y del Dólar Australiano?

Y mi humilde respuesta es que estos tres bancos centrales (Reserva Federal, Banco Central de Japón y Banco Central de Australia) de una u otra forma han contaminado al mercado con incertidumbre respecto a su accionar futuro en materia monetaria. Quizá el ejemplo más contundente ha sido Japón con un Yen y un Nikkei que van y vienen a velocidad meteórica en búsqueda de un ancla que de alguna forma de certeza a lo que Kuroda finalmente terminará generando a través de su QE nipón. Pero también es cierto que la ola de ventas en bonos emergentes la generó la Fed de Bernanke con toda esta novela mejicana del “tapering del QEIII” y la mar en coche aun cuando desde fines de la semana anterior parecería que lo del tapering fue otro amague para la tribuna. Pero lo cierto es que parecería que esta incertidumbre de la Fed contagió a la 10yr y eso le pegó al Dólar negativamente.

Sin embargo, del otro lado del Atlántico tenemos a un Banco Central Europeo que consistentemente hace todo mal y esto en este mercado demencial quizá y dentro de mi ignorancia en la materia le esté jugando a favor del Euro.

¿Cuál es la certeza relativa del Banco Central Europeo?

Muy sencilla, estos pibes son HAWKISH SIEMPRE, no importa que llueva, que salga el sol, que Grecia esté en el horno, que España tenga records de desempleo, el BCE fiel a su ADN hawkish se convierte en un ancla de certeza en la inconsistencia y para un mercado que prefiere mirar la tasa benchmark en el corto plazo versus el drama de deuda/crecimiento que enfrentará Europa por la próxima década, le ha jugado a favor del Euro. Como he comentado muchas veces: lo lindo de estos mercados es que a uno lo sorprenden siempre, esta vez con un Euro queriendo comportarse como un safe-haven. Y en este coctel, se viene el FOMC el miércoles.

Fuente de la imagen

Un comentario para ¿Será la fortaleza del Euro un tema de certeza relativa?

  1. Comparto el off-side técnico contigo. El Linesman nos cobró posición adelantada, y no entiendo el motivo si entre yo y el arco había bancos europeos en rojo furioso, desempleo de largos dos dígitos, protestas sociales, estancamiento, deudas soberanas impagables, etc, etc.

    Habrá que aceptar el fallo, sino se corre el riesgo de que te expulsen de la cancha.

Dejá tu comentario

(*) los campos son requeridos